28 / 05 / 2018

El nihilismo que por sí solo se pierde en las encrucijadas de la fé

Leer artículo en el blog de Angel Silvelo

La historia del pensamiento se caracteriza, entre otros muchos planteamientos, por la dicotomía entre razón y fe. Desde que el mundo es mundo al ser humano siempre le ha asaltado la necesidad de saber si existe algo más allá de la vida. Por ejemplo, la religión católica da respuesta a este enigma a través de la muerte de Jesucristo y su posterior resurrección en una magnífica metáfora acerca de la esperanza, esa última llama con la que todos intentamos alimentar nuestras vidas. Sin embargo, la razón nos dirá que nada nos asiste tras nuestra muerte, pues tan sólo nos acogerá la oscuridad y el silencio.